cancelar
Mostrando resultados para 
Buscar en cambio 
Quiere decir: 
ElJabalíDeHierro
Escurridizo
Escurridizo

¡RUNIC WARRIOR! Capítulo 3 “Una forma diferente de vivir”

 Hola gente!! Bueno, hoy les traigo el TERCER capítulo de un fanfic de LoL/LoR titulado ¡Runic Warrior! y bueno, nuestra protagonista peleará para salvar a un chico avarosano, al final de este capítulo hay una breve descripción de los nuevos personajes, en fin, espero que les guste!!(Mucho texto)
 
¡RUNIC WARRIOR!
Capítulo 3 “Una forma diferente de vivir”
Los SangreLobo, seguidores del Valhir del Honor "El Gran Lobo" muchos integrantes de esta raza cayeron en la locura tras la batalla contra los vigilantes, y muchos otros fueron olvidados...Los SangreLobo, seguidores del Valhir del Honor "El Gran Lobo" muchos integrantes de esta raza cayeron en la locura tras la batalla contra los vigilantes, y muchos otros fueron olvidados...

 

— ¡Ya déjenme en paz!—Dijo el muchacho mientras corría por su vida, todos los instrumentos que llevaba hacían su huida prácticamente imposible, y entonces tropezó.
Hay muchos depredadores en el Freljord, entre ellos los lobos, sin embargo, los de esta ocasión no eran comunes, estos eran cambiapieles poseídos por el espíritu del lobo perdiendo su conciencia humana en el proceso.
—Jejeje jajajaja mira nada más jeje—Dijo Ubbe el lobo escuálido—Jijije ja ja jajaja!
— ¡Apártate, él es mío, estas tan mal de la cabeza que casi se escapa el manjar!—Respondió Ran, la semi loba.
—S-Sí claro claro jijijjojojajajaja—Dijo Ubbe retorciéndose de risa en la nieve— ¿¡Yo mal de la cabeza?!
—Ush… ese olor.
— ¿E-eh? Yo no fui Ran, no esta vez jeje—Dijo Ubbe reincorporándose—Debe ser Igor, el vino conmigo, ya sabes él no dice nada, pero su olor jajajjajajaja jejeje.
—RWWWWGGAAAWWGWUIWWAAA—Dijo Igor.
—Uggh… mírense con razón estamos al final de la cadena alimenticia.
— ¡Cadenas, luces y las voces que aúllan a mi alrededor! Jejejeje.
—Definitivamente perdiste la cabeza—Respondió Ran—En fin ¿en que estábamos? Yo daré el primer bocado.
—N-no por favor, suéltenme, les cantaré ¡soy bueno en eso!—Dijo el joven bardo llamado Bragi—No me coman, quiero vivir, yo solo pasaba….
— ¿E-eh? ¿Se está orinando? JA—Se jactó Ran—Solo un bocado.
La semi-loba acerco sus fauces al joven bardo, pero entonces, desde los arboles marchitos una figura bajó con una rauda velocidad. Era una chica que aparentaba ser de la garra invernal, mirando fijamente a Ran y a los demás cambiapieles mientras blandía sus dos espadas.
“Una para hombres pensó mirando su espada de entrenamiento, y la otra para monstruos”
—No te entrometas, muchacha, a no ser que…—Dijo Ran mientras sacaba sus garras y colmillos.
— ¡QUE BIEN jajajajajajejejejujuju PREMIO, PREMIO DOBLE!—Dijo Ubbe de manera descontrolada.
— ¿Quieres callarte?—Dijo Ran quien sin más dilación se abalanzó sobre Astrid, las grandes garras de la cambiapieles tocaron a la joven, sin embargo, esta ya había desenvainando las espadas.
Ran abría atacado, sin embargo al ver los grabados rúnicos de la espada, frenó sus impulsos, la espada tenía una energía conocida por ella, luces teñidas de un poder violeta, luces de aniquilación.
“Esa espada…. ¿Será que?” no le dio más tiempo para pensar, sus dos compañeros ya se habían abalanzado sobre la joven, sufriendo grandes daños. La chica pielmarcada tenía un control casi perfecto con las espadas y de una solo tajó despidió una energía violeta que choco contra los semi-lobos.
— ¡AGHHH maldita dañaste mi mejor pata!—Dijo Ubbe quien no analizaba la situación, la semiloba si lo hacía,
—T-tu pata... U-ubbe—Dijo Ran quien se encontraba pásmada
— ¿E-Eh? Ya sé que esta sangra…. —Ubbe miró fijamente su pata, lo que alguna vez fue una extremidad peluda, volvió a la normalidad y una serie de recuerdos llegaron a él.
La batalla había comenzado, miles de hermanos guerreros de la orden del lobo caían por montones, a la izquierda los seguidores del jabalí de hierro luchaban contra grandes bestias, a la derecha los seguidores del águila inmortal, luchaban por su vida, todo en vano.
En una batalla tan importante ¿Dónde estaban los dioses mayores del Freljord?
No había esperanzas para ellos, las luces de aniquilación caían sobre ellos, pero no recordó más, fue como despertar de una pesadilla.
Por primera vez en ¿años? ¿Siglos? No, más tiempo Ubbe tuvo recuerdos de su pasado, por primera vez volvió a tener la mente lúcida, solo atinó a llorar y luego vomitar por la incontable carne humana que había consumido en todo ese tiempo.
—Ubbe…. Eres tú, eres humano—Dijo Ran emocionada — ¡Esa espada deshizo tu maldición!
La chica procedió a soltar las espadas y auxiliar al joven bardo. Pero, entonces se escuchó un aullido ensordecedor.
— ¿Qué está pasando aquí?—Dijo una terrible figura detrás de Astrid y Bragi.
—Nuestro pre, tu presa… digo…. E-eh la chica deshizo la maldición del lobo.
— ¿Maldición?—El imponente lobo con armadura se acercó a Astrid, mirándola fríamente a ella y en especial a la espada con inscripciones rúnicas. —No tienes maná, pero esa cosa... Que interesante, eres ignorante del poder que portas.
— ¡R-rollo! ¡Mirá Ubbe es humano otra vez! Si le quitamos la espada a esa chica ¡Seremos libres!—Dijo Ran emocionada mientras se acercaba a la espada, tan solo un toque de esta y volvería a ser humana.
— ¡Ya somos libres! ¡Nuestro poder nos dio la libertad!—Dijo Rollo con un tono molesto, mientras mostraba sus colmillos.
— ¿Qué estás diciendo? Estuvimos en esta forma por años comiendo carne humana, yo no quiero esta vida.
— ¡Cierra el maldito hocico! ¡Esta es nuestra única vida!—Dijo Rollo quien comenzó a aullar, activando así el instinto de los SangreLobo.
En seguida, el poder del espíritu del lobo fue apoderándose de los 3 infortunados, Ubbe volvió a caer en la locura, Igor se retorcía en el suelo, y Ran luchaba contra los impulsos salvajes de su interior, todo parecía ser inútil, ya que, paso a paso se acercaban a la joven pielmarcada.
 
Ran, el honor y lealtad del lobo están dentro de ti, como hermanos de batalla ¡Daremos nuestra vida por la humanidad y el mundo que conocemos!
Igor, el impetuoso la energía de los lobeznos yacen en ti.
Ubbe, responsabilidad y esfuerzo son tus mayores características.
¡Ustedes tres serán parte de mi equipo, y con el poder de nuestro Valhir expulsaremos a esas bestias al abismo!
¡Por las vidas del futuro, por nuestro Freljord!
¡Entreguen sus corazones!
Sangre lobo consumido por los instintosSangre lobo consumido por los instintos

 

El mismo recuerdo se construyó en la mente de los 3 cambiapieles
«Capitán…. ¿Cómo es que terminamos así? ¿¡Por qué capitán!? ¿Por qué lo hiciste Rollo? »
Con una última pizca de raciocinio humano Ran se dio la vuelta viendo a su capitán, y pronunciado el juramento de los SangreLobo.
 
¡Por las vidas del futuro, por nuestro Freljord!
¡Entreguen sus corazones!
—Eso nos dijiste ese día, luchamos por algo más grande que nuestras vidas, pero tú nos maldijiste. —Dijo Ran llena de ira.
— ¿Qué creen que están haciendo?—Dijo Rollo quien se encontró rodeado ya no solo por Ran sino que también por Igor y Ubbe quienes retomaban la conciencia.
—Es inútil, Rollo, renunciamos a nuestro poder, nuestra maldición—Dijo Ran mientras el pelaje del lobo desaparecía dejándola desnuda—Debimos morir ese día ¿Verdad?, como todos los demás, pero fuiste tú quien nos condenó.
— ¡NO hay condena en el poder! ¡Serian humanos comunes y corrientes de no ser por mí!
— ¿Y qué tan malo puede ser?—Dijeron los 3 cambiapieles, ahora en forma humana.
— ¡NOOOOOO! —Dijo Rollo quien con su fuerza sobrehumana repelió el ataque de sus amigos con gran violencia—“No quiero matarlos, por favor paren ya”
Los tres guerreros cayeron en el acto, tendidos en la nieve teñida de rojo.
— ¿Q-QUE HICE?—Dijo Rollo llevándose las patas a la cabeza con gran desesperación.
 
Los cadáveres de sus compañeros estaban frente a él, entonces y solo entonces, recordó su pasado.
¡Ja! ¿Qué harás Rollo? ¿Además de llorar?
—Ya déjalo, es un inútil que no tiene poder mágico, no es nada en el Freljord—Dijo otro niño— ¡Sin poder no eres nadie!
— ¡NOOOOO BASTA! ¡NO QUIERO RECORDAR!— Pensó Rollo en medio de lágrimas.
Rollo, Capitán SangreLobo y desertor de la batalla que decidió el destino del Freljord, gracias a un hechizo se protegió a si y a sus amigos, pero tambien los condenóRollo, Capitán SangreLobo y desertor de la batalla que decidió el destino del Freljord, gracias a un hechizo se protegió a si y a sus amigos, pero tambien los condenó

 

 
Entonces las visiones se transformaron en su ceremonia de acenso, había pasado un largo trecho para esto, al fin conseguiría un poder ¡Y el de un Valhir! ¡Nadie se burlaría de él, no otra vez!
Junto a su legión de soldados luchó en esa maldita batalla de “El abismo de los lamentos” Allí entregaría su corazón por algo mayor, pero ¿A qué costo?
SangreLobo obteniendo el poder del Valhir del Honor "El Gran Lobo"SangreLobo obteniendo el poder del Valhir del Honor "El Gran Lobo"

 

 
Sus tres compañeros estaban muertos por su mano, con desesperación buscó a la chica de la espada rúnica, no podía oírla ni olerla, menos aún sentir su maná ya que esta no lo poseía ¿Cómo rayos, no, por qué una chica sin magia protegería a un joven con poder mágico? ¿Por qué esta chica se enfrentó a 4 bestias bendecidas con el poder de un dios? Esto no tenía sentido, debía ser al revés.
 
— ¡RGAAAAAAAH!
Era la chica, que deshizo la maldición, Rollo no pudo reaccionar rápidamente ¿O ni siquiera tuvo la intención de reaccionar? Solo él lo sabe, lo cierto es que su sufrimiento terminaría ese día.
—L-lo siento chicos… por todo—Fueron sus últimas palabras mientras volvía a su forma humana por el efecto de la espada rúnica.
—Eres libre—Contestó Astrid quien estaba bañada en sangre, y herida por todas partes solo atinó a envainar las espadas y desplomarse en la nieve.
El joven bardo vio absolutamente toda la escena, tragando saliva decidió socorrer a Astrid y llevarla al único lugar donde podían curarla.
—Tranquila, todo estará bien, allí te curarán—Dijo Bragi mientras sostenía a Astrid—Es lo menos que puedo hacer por ti, ahh como pesas eres puro músculo.
—Caaaallatee por favooor…. —Dijo Astrid desmayándose.
El calor de la taberna se hizo presente, Bragi el joven bardo traía a una chica en los hombros, estaba muy mal herida
— ¿Me extrañaron?—Pregunto el joven.
Un gélido silencio inundo la taberna, seguido de sonidos de molestia.
—Bah…no hace falta que hablen yo sé que sí—Dijo Bragi el joven bardo.
—Pasen, pasen ¿Pero qué… le paso a esta chica?—Dijo el tabernero.
—Pues verás, es una larga historia—Dijo el joven Bardo—Le debo la vida y más, mucho más
—Ya que… primero el viejo Bjerg y ahora el chico con aires de bardo, siempre en problemas ja ja—Dijo el tabernero mientras buscaba algo. —Pasen, son bienvenidos.
 
 
“¡En el búho Achispado todos son bienvenidos! Tenemos guisos y brebajes de todo tipo para combatir el frío. ¡Adelante!”
¡Bienvenidos al Búho Achispado!¡Bienvenidos al Búho Achispado!

 

PRÓXIMO CAPÍTULO ¡BIENVENIDOS AL BÚHO ACHISPADO!
PERSONAJES:
Bragi joven bardo perteneciente a Avarosa, a donde va, lleva sus instrumentos musicales y su mascota, un poro. Fue rescatado por Astrid y ahora será su compañero de aventuras.
Rollo: Anteriormente fue un capitán de los SangreLobo, seguidores del Valhir del Honor, “El Gran Lobo”, huyó de su última batalla llevándose consigo a sus 3 queridos amigos, creando un hechizo que les otorgaría una vida larga y protegiéndolos en el proceso.
Ubbe: Joven SangreLobo quien por un hechizo de Rollo obtuvo una larga vida ¿Pero, a que costo?
Ran: Mujer SangreLobo que perdió a toda su familia en la batalla contra los vigilantes, en busca de una nueva vida decidió seguir a Rollo en su deserción.
Igor: Niño recién ascendido a SangreLobo, quien cayó en locura tras ver los horrores de la guerra contra los vigilantes.
0 RESPUESTAS 0